Aspectos fundamentales de los espacios para eventos

Aspectos fundamentales de los espacios para eventos

Aspectos fundamentales de los espacios para eventos

Tiempo total de lectura estimado: 2 min

Contratar espacios para eventos es una de las grandes actividades que realizan los organizadores de los mismos.

Pero ¿saben qué es lo que deben preguntar?

 

Hay aspectos básicos que no podemos pasar por alto, y que por tanto debemos preguntar a los propios espacios para no caer en errores fundamentales.

 

El primero de ellos es si nos permiten personalizar el espacio. Es algo básico y aunque parezca sencillo o algo tan necesario como incluido, puede haber ciertos detalles en los que no caigamos en una primera prspección o toma de contacto y que, sin embargo, son importantes.

Hay que tener mucho cuidado con la letra pequeña y las condiciones.

Los materiales que puedes utilizar para personalizar el venue o bien las penalizaciones que te afectan en caso de daños o roturas.

 

La exclusividad de proveedores; otro reto. Preguntar si disponen de exclusividad de cara a catering, audiovisuales o cualquier otro partner. Es un aspecto que puede limitar a partes iguales que ayuda a cliente al facilitarle la labor de búsqueda de colaboradores.

Sea cual sea la situación del espacio, es importante contar con esta información para poder planificarse en tiempos y recursos.

 

¿Cuáles son los extra del espacio?

Las tarifas muchas veces vienen especificadas según los servicios que se incluyen en ellas, pero siempre hay que preguntar cuáles son los servicios adicionales que se pueden contratar, como por ejemplo la conexión a internet, el parking, o algún material en concreto, como pueda ser el informático y/o audiovisual.

 

En caso de grandes espacios o que un mismo venue, disponga de diferentes salas, siempre debemos informarnos sobre los otros eventos, para estar avisados al menos de nociones básicas, como cuáles son sus horarios o si alguna de sus actividades puede afectar al buen desarrollo del nuestro.

Además, es un buen punto para hacer palanca sobre el precio, ya que por norma general, en espacios donde se comparten zonas o el acceso es común, siempre puede ser utilizado a favor del cliente para intentar negociar el precio final, o bien obtener algún otro tipo de compensación por los problemas que esto pueda generarle.